Arxiu del November del 2009

Dónde vamos a estar peor

Sunday, 15/11/2009 (03:39)

“Si quisiera hablar de amor…no diría nada. Si quisiera hablar del daño que hacen a la gente…no sería divertido. Y por eso sigo siendo un poco punk, y me divierto”. Eso cuenta una canción que añade- con ánimo de recordarnos que aún estamos aquí- “y por eso yo te digo que con mi primo y con mi hermano yo me voy a cualquier lado”. Pues eso, cuando los poetas hablan, algunos dicen que sí, otros que no, y los que están jodidos no dicen nada.

Un tío al que mató una enfermedad, como otros son matados por la vida, me dijo: un amigo es alguien al que te importa lo que le pasa y por el que estarías dispuesto a hacer algún sacrificio. Déjame, hoy que estoy y soy, felizmente borracho, acordarme de tu libertad.

Salir…Beber

Saturday, 07/11/2009 (22:49)

Son las once de la mañana, es sábado y no hay porqué inventar excusas que complazcan al patrón; hoy no voy a ir a trabajar y abro la botella de vino con ansia. La he soñado. Me la bebo, me preparo la comida, me ducho y me voy a comprar libros. Como estoy a gusto, como me reto, le digo a la librera si ya se ha leído un libro muy raro que una vez me vendió y que sorprendentemente conocía. Tenía la pregunta pendiente desde hacía un par de años. Me dice con la voz que no ha podido, que está muy liada con los estudios… También me dice con los ojos que me reconoce, que sabe contar, y que dos años son ayer cuando de libros raros se trata. Me desconcierta, sonrío y a regañadientes le doy la espalda para no dejar de imaginarla. De camino al pueblo paro en una gasolinera y compro dos cervezas de litro y una botella de vino. Entro en el bar del pueblo y pido un quinto. Al levantar la cabeza me doy cuenta que las camareras van disfrazadas y me siento a gusto porque no alteran mi rutina, sólo la visitan y me invitan a brindar por motivos tan risibles como yo mismo. Brindo, bebo más quintos y estoy muy a gusto. Tan a gusto que entras, me miras, y siento que me miras. En algún momento eres tu quien te sientas a mi lado “porque te he visto tan calladito” -inventas- y tras algunas palabras cruzadas, pocas, sabemos que a pesar de no ser buenos, somos lo mejor. Por eso me dices que has estado a punto de besarme y yo te digo que otro día…por eso me dices que te invite a una cerveza y pido dos. Me despierto en un cajero, salgo a la calle y hay niebla. Te recuerdo.