anar a nevagció

El desierto de Lhasa de Sela 14 March 2012

Publicat per muriel a: Còlera, Iniciació, Resurrecció de la dona salvatge, Vivències per compartir , afegeix un comentari

[kml_flashembed movie="http://www.youtube.com/v/g89Art4LxlI" width="425" height="350" wmode="transparent" /]

O’Keeffe revisited 2 March 2012

Publicat per muriel a: Art (i) natura, Resurrecció de la dona salvatge, Vivències per compartir , afegeix un comentari

okeeffe_huesos2.jpgokeeffe2.jpgokeeffe_huesera.jpg

http://www.toddwebbphotographs.com/todd-webb/okeeffe-and-the-west/okeeffe-contact-sheet-26_19_54.html

Pienso tanto en ella desde hace semanas o meses…

¿Qué viene a decirme, a recordarme, a murmurarme?

¿De qué modo quiere abrirme los ojos?

¿Cómo repercuta su visita en los meandros profundos de mi psique, de mi memoria?

¿No he sido yo realmente el ojo o la mano de la O’Keeffe mientras andaba el desierto recogiendo los huesos?

¿Este oído mío que tan pronto aprendió a acallar mi voz para abrirse a todos los sonidos, para atender a lo que usualmente pasa desapercibido, fue cosa suya?

¿No es ella un tipo de guerrera muy específico? El tipo de guerrera que quiero ser, que soy?

La guerrera que defiende y lucha serenamente por su arte, por su integridad, por su dignidad, por su valor, por la plenitud de su ser…

La guerrera cuya lucha ya no es una lucha sino un gesto de total adecuación a lo salvaje…

La guerrera cuya defensa ya no es una defensa sino el límite, el umbral que nos lleva al amor y al re-conocimiento de lo salvaje…

La huesera en el desierto versus Georgia O’Keeffe 15 February 2012

Publicat per muriel a: Art (i) natura, Cos, Creativitat, Dona esquelet, Resurrecció de la dona salvatge , afegeix un comentari

okeeffe_desierto.jpgnewmejico_okeeffe.jpghuesos_okeeffe.jpgokeeffe_craneo.jpgokeeffe_craneo.pngimagescaoob2nu.jpgimagescaj8pv0z.jpgimagescaiobwu7.jpg0keeffe_pelvis.jpg pelvis_okeeffe1.jpg

imagescalgk9hb.jpg imagescaiisowf.jpg

(…) Al empezar a pintar los huesos de la pelvis me interesaban sobre todo los huecos de los huesos; es decir, lo que veía, cuando miraba a través de ellos. Especialmente me interesaba el azul que se hacía visible cuando mantenía los huesos al sol, dirigidos al cielo, cosa a la que uno tiende cuando parece tener en su mundo más cielo que tierra (…)”

“Creo que una forma verdaderamente viva resulta necesariamente del esfuerzo de un solo individuo por representar lo vivo en un arriesgado viaje del espíritu a lo desconocido en el que ha vivido y sentido algo que no ha entendido; y de esta experiencia surge el deseo de dar a conocer lo desconocido, (…) de explicar algo, lo que se siente pero no se puede comprender totalmente (…) Creo que esto, en cierto modo, está claro para cualquiera en el momento de nacer, pero que es destruido en la mayoría de las personas”

Hainuwele, la mujer salvaje recobrada 16 February 2011

Publicat per muriel a: Resurrecció de la dona salvatge, Suggeriments i recomanacions , 2comentaris

hainuwele.jpgDecisión imprescindible: recuperar a Hainuwele. Sé dónde se cobija, dónde palpita aún su pulso, dónde poder recuperar su aliento.

Habita en la nieve perfecta de las cumbres, en la grieta más estrecha de las montañas rocosas, se acuclilla en una cueva apenas más grande que la luz que irradia de su cuerpo, pisa la tierra bajo las almohadilladas patas de una gata en celo, se desliza en cascada como las ramas nudosas de una higuera entre las altas rocas.

Tiene mil años, mil siglos y, sin embargo, está naciendo en cada instante.

Sé dónde habita, sé cómo trepa, sé cómo desciende las laderas, cómo corre descalza sobre el hielo, cómo se hace agua con el agua, madera en la madera, hierba entre la hierba, conozco todos los huecos en los que duerme, incluso aquellos, tan densos: los ojos de las alimañas, los de las cabras montesas, los de las lechuzas, los ojos de las musarañas, y hasta los ojos ciegos de los murciélagos.

Sé dónde vive, y eso basta. Recuperarla es fácil. Mi tiempo habrá de ser la ofrenda que derrame en sus huellas. La eternidad se gana con la entrega del tiempo. La eternidad es simplemente el no-futuro: el no-miedo. La eternidad es ahora, es siempre ahora.

(Chantal Maillard, Filosofía en los días críticos)

*

En el centro de todo lo que vive
hay un lugar, un hueco transparente al que llaman espíritu.
Es allí donde viertes tu poder
y te transformas,
es allí donde haces
a cada ser distinto de los otros.
Y por eso el espíritu es un don,
el don de ser sí mismo,
aquel que nos otorgas cuando la luz despunta
y vienes a habitar los huecos transparentes.
Sé que eso ocurre cuando oigo tu risa
bajar como una ardilla desde los altos cedros.

*

He seguido las huellas de los lobos
hasta donde se trenzan las ramas de los árboles.
Les he visto clavar sus dientes en el cuello
de un corzo acorralado,
y la luz era verde y el viento acariciaba
sus vientres jadeantes.
He visto debatirse una liebre en las garras de un águila,
y el sol,
ese gran ojo ciego que se nutre
de los cuerpos inertes,
resplandecía en la montaña.
He urgado en las entrañas de un pájaro nocturno
y en mis manos bebieron los chacales.
Sé cómo besan las serpientes: su beso es el reflejo de la luna
sobre el agua fría.
Por todas partes, en todas las cuevas
donde he velado el fuego que me consume y me alimenta
te he vuelto a conocer,
y te he amado
en los ojos que besan las serpientes,
en la humedad del viento,
en el sol que calcina los huesos de los lobos.
Te he amado y te amo
en todo lo que muere
y en todo lo que mata
y en la raíz que corre a ras de suelo como una comadreja.

*

Llevo acostada largo tiempo
en la orilla. Mis pechos
son colinas cubiertas de hoja seca.
Levanto la cabeza y me contemplo:
en mis muslos el vello a punto de ser vello,
me incorporo: la hierba a punto de ser hierba,
doy un paso y despierto al agua
a punto de ser agua,
se asusta un ave negra a punto de ser ave a punto
de ser negra.
Un resplandor me ciega:
el bosque me contempla, a punto de ser bosque,
a punto de ser tuya.

(Chantal Maillard, Hainuwele)

El último umbral, la última frontera: el fin del miedo 13 January 2011

Publicat per muriel a: Resurrecció de la dona salvatge, Vivències per compartir , 10comentaris

A Stalker, estas palabras entrelazadas

oca-volando.jpgUn año nuevo, una nueva década, una vita nova. Invocación.

Écrire pour ne pas se perdre.
Comme point d’appui.
Relater pour ne pas perdre.
Pour ne pas se perdre.
Pas autant.

¿Podremos, podré, desde esa fragilidad que conlleva la apertura alcanzar el último umbral?
¿Sabremos, sabré, traspasarlo a tientas? El miedo soltando la presa, desintegrándose a través de nuestras células.

Derretir ¿horadar? las corazas que acompañan el miedo. Grietas. Resquicios. Por donde respirar.
Sonido de la respiración. El corazón hecho cuenco. Silencio compasivo. Temblor compartido.

Alcanzar esa levedad que hace posible la ofrenda completa de sí mismo.
Un sí mismo mudo, mutante, mudando en todos.

Des-prender(se). La última lección.

Tal vez, solamente desde la levedad podemos ¿podré? cruzar, alegres, indemnes, sin peso, el último umbral. La frontera abrasiva.

Nada tenido. Nada perdido. Nada temido.

Córrer lliurement 15 August 2010

Publicat per rosa a: Resurrecció de la dona salvatge , afegeix un comentari

Intentant contestar la pregunta “quan va ser la darrera vegada que vas córrer lliurement?” que proposa la Clarissa al primer capítol del llibre -L’udol: la resurrecció de la dona salvatge- m’ha vingut la imatge d’Isadora Duncan i buscant per internet, entre altres coses, he trobat un video amb imatges d’aquesta dona lliure que va voler anar més enllà de la dansa acadèmica. Que en gaudiu!

[kml_flashembed movie="http://www.youtube.com/v/68mbHx32xsE" width="425" height="350" wmode="transparent" /]